Peligro: venenos en nuestra agua potable

1 - septiembre - 2013 by

Peligro: venenos en nuestra agua potable
Peligro: venenos en nuestra agua potable – ¡¡ACTUALIZADO!!
2. Plomo   –  Un problema infravalorado
El plomo se encuentra todavía en debate público. Por lo que, el agua potable contaminada por plomo sigue siendo un problema exhaustivo. Desde hace décadas se sabe que el plomo es evidentemente dañino para la salud. Precisamente, porque está muy infravalorado.
Desde el punto de vista histórico, la utilización actual del plomo tiene un interesante paralelismo en la época romana: después de la muerte de César se inventó la fundición de plomo, y se consideraba distinguido beber las bebidas en vasos de plomo. En cuestión de poco tiempo, se extendieron en estos círculos las enfermedades mentales y epidemias, por lo que se podría creer en una maldición sobre la clase dominante. Hoy en día, la ingesta de plomo se produce a través del aire y el agua.
A diferencia de muchas otras sustancias peligrosas, que a veces incluso son necesarias para el cuerpo en pequeñas cantidades, el plomo no tiene absolutamente ningún valor fisiológico para nuestro cuerpo. Por lo que tampoco existe ningún límite mínimo inofensivo. El plomo sigue siendo una de las sustancias más nocivas en el agua.
Pero, ¿de qué se trata si ya solo existe gasolina sin plomo? Se trata de la alarmante cantidad de viejas tuberías y secciones de plomo que todavía existen en muchas casas antiguas. Se trata de secciones de tuberías de plomo inaccesibles e invisibles que aún siguen transportando nuestra agua. Tramos cortos ocultos o subterráneos de tubería de plomo contaminan el agua de forma desproporcionada. Esto se debe a la llamada corrosión galvánica que se produce cuando éstas se conectan a tuberías de otros metales.
Pero también se trata de las nuevas griferías de cocina disponibles en las ferreterías, ya que la exposición al plomo proviene en gran parte de las propias griferías. Más del 95% de todas las griferías disponibles en ferreterías (excepto las de acero inoxidable) tienen un contenido de plomo medible, o al menos trazas de plomo. ¿Por qué tan pocas personas se han dado cuenta de este detalle? Las pruebas para determinar el contenido de plomo se hacen de tal manera que no dicen mucho sobre el contenido real de plomo. Para obtener una prueba significativa del contenido de plomo, el agua debería permanecer en la tubería durante al menos 10 a 12 horas. Pero, ¿cómo se llevan a cabo las pruebas válidas? La mayoría de las pruebas se realizan dejando correr litros y litros de agua antes de precintar el grifo de agua, y después el agua apenas permanece 2 a 3 horas en la tubería. A continuación se toma una muestra del agua estancada. Sin embargo, el comportamiento de los consumidores es que, por lo general, solo extraen pequeñas cantidades de agua, sin dejarla correr antes por litros.
También se sabe, por ejemplo, que la pintura, entre otras toxinas, también contiene plomo. Lo que no es tan conocido es que incluso algunos tintes para el pelo de acción lenta contienen plomo. En la Universidad Xavier de Louisiana se han llevado a cabo investigaciones que han demostrado que algunos tintes para el pelo contienen 10 veces más cantidad de plomo que el permitido para las pinturas de pared!
47bb01397d37b,Wasser-HandUn contenido excesivo de plomo en sangre puede causar trastornos del comportamiento. El plomo es un veneno que ataca el sistema nervioso de los seres humanos. Una contaminación crónica con plomo puede producir desde trastornos del comportamiento hasta una reducción en la inteligencia. Están particularmente en riesgo los lactantes, niños pequeños y mujeres embarazadas, por encontrarse en fase de crecimiento. El plomo se acumula en los huesos y tejidos blandos del cuerpo. La exposición al plomo también tiene un impacto sobre las funciones dependientes de las hormonas del cuerpo.
El plomo se puede filtrar muy bien del agua mediante una buena combinación de cartuchos de carbón de coco y KDF. De esta forma mejora la calidad de toda el agua que entra en su casa. Este tipo de filtros domésticos no son grandes y tampoco caros. A cambio, estos filtros son capaces de protegerle eficazmente del cloro, de los metales pesados más importantes y de muchas otras sustancias contenidas en el agua. Si después también instala un buen filtro en el fregadero, tendrá la mejor agua potable desde su propio grifo de agua.
Las viejas tuberías de plomo se reconocen fácilmente por su color gris-plateado. Puede detectar la fácil deformabilidad en las tuberías ya de por sí desiguales. Se pueden rayar fácilmente con un cuchillo. El material tiene además un sonido muy apagado. Si necesita sustituir las tuberías de agua de su casa, lo ideal es el cobre, el acero inoxidable o las tuberías de plástico. También existen griferías libres de plomo, aunque pocas, pero existen. Decidirse por el acero inoxidable siempre es lo más seguro.
Preste también atención a que las conexiones de latón estén libres de plomo. Existe un latón libre de plomo que contiene silicio. El material silicio-latón fue desarrollado específicamente para los requerimientos de las instalaciones para el agua potable. El silicio-latón es una aleación de un 76% de cobre, un 21% de zinc y un 3% de silicio. En comparación con el latón común tiene un contenido mayor de cobre por lo que no requiere de plomo.
En esta nueva serie iremos dando a conocer los venenos que acechan a nuestra salud desde el agua del suministro.
  1. Arśenico
El arsénico es un elemento que se encuentra de forma natural en la corteza terrestre. Existen regiones sobre la tierra que se encuentran altamente contaminadas con arsénico, como por ejemplo Bangladesh, donde muchas personas mueren a causa de ello. En su forma natural el arsénico suele estar ligado a rocas sedimentarias y es enjuagada por el agua. Esta es la forma natural de presencia de arsénico en el agua. Sin embargo, los procesos industriales, o la perforación de pozos demasiado profundos también generan un exceso de arsénico. Por lo tanto, el problema se debe en parte a nosotros mismos y en aquellos lugares en los que se da, incluso llega a ser muy agudo.
El arsénico es un metaloide tóxico que a través de procesos de enriquecimiento desafortunadamente ya ha pasado a nuestros alimentos. Uno de los productos en los que se suele encontrar de forma preferente es, por ejemplo, el arroz. La raíz del arroz tiene una afinidad particularmente alta con el arsénico. Por lo tanto, aparte del agua también el arroz se encuentra en el foco de la contaminación por arsénico (atención a los gofres de arroz). Por consiguiente, la abundancia de contaminación por arsénico ya se ha convertido en un subproducto de los distintos procesos industriales y de la agricultura. Se sabe también, que el arsénico inorgánico es significativamente más tóxico que el orgánico.
El arsénico contamina el agua en muchas regiones del planeta El arsénico – ya sea orgánico o inorgánico – es un tóxico contenido en el agua potable que no tiene color ni sabor. También se sabe, que en algunos lugares puede estar contaminada con arsénico gran parte del agua potable. Según el reglamento del agua potable el límite de arsénico permitido en el agua potable es de 10 µg/l (= microgramos por litro, 1 microgramo = 1 millonésima parte de un gramo). Para el agua mineral hasta ahora incluso se permiten 50 µg/l, es decir, mucho más que para el agua potable.
No solo se teme por los daños agudos, sino también por los daños a largo plazo causados por la acumulación de arsénico en el cuerpo. Las consecuencias comienzan por calambres, náuseas, vómitos y hemorragias internas, antes de que la contaminación cause daños peores de largo plazo. El arsénico es carcinógeno. Esto es conocido principalmente en aquellos países en los que el contenido de arsénico en el agua potable es mucho mayor que en el nuestro. En una intoxicación muy lenta debido a pequeñas cantidades a menudo pueden pasar hasta diez años antes de que se comiencen a ver los efectos dañinos sobre la salud.
Por consiguiente, en algunos países el arsénico en el agua potable ya se ha convertido en un serio riesgo para la salud. Sin embargo, se puede extraer fácilmente filtrando el agua. Una solución filtrante económica para pequeñas transgresiones de los límites permitidos de arsénico es posible mediante la adición controlada de hidróxido de hierro, como por ejemplo, el producido por la oxidación de clavos de hierro. Evidentemente, este método requiere de una gran capacidad de filtración antes de que el agua pueda ser utilizada. Por lo tanto, el arsénico se puede extraer del agua incluso de forma relativamente sencilla por adsorción.
Este ejemplo muestra la importancia de la sustitución regular de los filtros, ya que los filtros por adsorción no se pueden enjuagar. Las pequeñas partículas se adhieren firmemente en los pequeños poros del carbón activo o en las piedras de zeolita, aún más finas todavía. Su salud, por tanto, no depende solo de un buen filtro, sino también de la sustitución regular de sus cartuchos filtrantes.
PROXIMAMENTE
Plomo: un problema infravalorado 
Marion Kuprat 
Subscríbete a Nuestra Lista
Obtenga información sobre el agua.

Subscríbete hoy para obtener información de gran calidad sobre el agua, sus propiedades y como obtener un agua saludable para el consumo.

Related Posts

Tags

Share This

2 Comments

  1. sukamix

    HOLA, ¿EL EXESO DE ARSENICO PUEDE PRODUCIR CEGUERA?

    • Aparte de que arsénico es mortal, no tiene un efecto especifico en la vista.
      Los efectos más notables de dosis pequeñas de arsénico se producen en la piel, en las manos y las plantas de los pies, más tarde, se puede extender a otras partes del cuerpo (protuberancias en la piel)

      Intoxicación aguda por arsénico en granes dosis producen calambres, náuseas, vómitos, hemorragias internas, diarrea y cólicos, daños al riñón e insuficiencia circulatoria y al final el exodus.

      En pocas dosis el cuerpo humano se adapta, pero sólo en dosis muy, muy pequeñas. La razón es que nosotros mismos llevamos dentro de nosotros también el mineral arsénico.
      Mortal son aprox. 1,4 mg/kg peso corporal.

      Solo hace falta ver que ha hecho el arsénico con la gente de Bangladesh para tener una idea de una lenta y horrorosa intoxicación…

Trackbacks/Pingbacks

  1. Nuestros niños se deshidratan - Marion Kuprat - Agua Viva | Marion Kuprat - Agua Viva - […] ha sido el agua potable. No obstante, también ha habido culturas entre nuestros antepasados que contaminaron hasta tal punto…

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *